Reunion

El día martes 3 de octubre, el presidente de FENAOMFRA Juan Perlo y el secretario Carlos Otrino participaron de una reunión en la sede de AFIP de calle Defensa 192 CABA. La reunión contó con la dirección de la Dra. Contadora Ana María Bragna de la Dirección de Análisis de Fiscalización Especializada con SENASA; los Ingenieros Agrónomos Guillermo Rossi, Vicepresidente de SENASA; Alejandro Fernández, Director de Higiene y Seguridad de Productos de Origen Vegetal y Juan Ibáñez, Coordinador Nacional de Trazabilidad de Productos de Origen Vegetal, entre otros funcionarios y representantes de organismos del Estado, de Jefatura de Gabinete y miembros del sector frutihortícola, como el Mercado Central de Buenos Aires (su Vicepresidente Marcelo Espinoza) y de varios mercados del Conurbano Bonaerense y de Mendoza. El motivo: analizar la implementación de las nuevas reglamentaciones sobre RUCA y DTV-e propuestas por las entidades nacionales y presentarles una nota suscripta por todos los miembros de nuestra entidad en oportunidad de la reunión realizada en la ciudad de Córdoba el 29 de septiembre pasado.

El principal fin de la reunión con las autoridades mencionadas fue una prórroga de seis meses para la aplicación de las disposiciones relativas a la implementación del DTV-e. En este sentido cabe destacar que, como FENAOMFRA, no dejamos de exigir al Estado los controles pertinentes en rutas, galpones no habilitados y en los galpones habilitados que no respetan el límite de su habilitación. Consideramos que dichos controles son imprescindibles para que cada eslabón a lo largo de la cadena productiva y de comercialización pueda desempeñarse con legitimidad.

Sobre la prórroga solicitada, desde SENASA consideran que se producirá de hecho, ya que la demora natural en la implementación de las reglamentaciones así lo hará, pero no fue considerada explícitamente como una decisión del organismo.

En el curso de las conversaciones, la Directora Bragna no dejó de resaltar que en los mercados concentradores, por el volumen de las ventas que se realizan en ellos, no debería haber monotributistas sino responsables inscriptos. Además, se le expresó que una de las dificultades que veían nuestros representados era la gran estructura burocrática para poder facturar y emitir DTV-e, con altos costos y con la disparidad de situaciones que se dan en una geografía como la de Argentina, con evidentes desigualdades en los extremos Norte y Sur del país en relación a la zona central. A este planteo, Bragna expresó que los remitos contemplados en la Resolución General 1415 están vigentes y debería hacerse siempre, porque es el que respalda el traslado de la mercadería más allá de la factura electrónica (que está prácticamente generalizada y culminará de generalizarse el 31 de marzo de 2019, según disposiciones de AFIP), especialmente en operaciones que no deben ser en soporte DTV-e (es decir aquellas que se producen entre mercados y compradores dentro de la misma provincia y que no hacen tráfico federal). Los remitos frutihortícolas se sustituirán por DTV-e y se controlará fundamentalmente todo aquello que implique un riesgo sanitario, ya que involucra cuestiones de salud pública, punto en el que estamos todos de acuerdo ya que para los mercados y los productores que están dentro de ellos, en muchos casos se realizan capacitaciones en BPA y BPM para llegar productos de calidad y sanos a la población.

En cuanto a la simplificación del trámite, saldrán aplicativos y explicativos sobre el funcionamiento de los documentos que entran en vigencia y estarán en las páginas web de SENASA y AFIP. Además, desde SENASA intentarán coordinar con las provincias o autoridades locales para determinar qué registros pueden simplificarse o compartirse, con la intención de desburocratizar el trabajo y hacer posible que todos los actores accedan a gestionar más simplemente estos cambios.

Por nuestra parte, FENAOMFRA deberá realizar un listado detallado de los mercados habilitados actualmente, así como de todos los mayoristas no habilitados en las ciudades donde sí hay mercado, denunciando las irregularidades correspondientes.